primer periódico hiperlocal en España | año VII | 1 de octubre de 2016
Seleccionar página

Así es por dentro el nuevo Patio Maravillas, el “pelotazo” de Divino Pastor

patio maravillas - portada

Una de las salas del nuevo Patio Maravillas | RAQUEL ANGULO

En plena semana de aniversario del proyecto Patio Maravillas, que cumple ocho años, sus responsables han abierto al barrio la que es su tercera sede, para que los vecinos puedan contemplar el bloque de oficinas “recuperado” (según sus propias palabras) en Divino Pastor 9.

El lugar, un edificio de cinco plantas construido en el año 1968, albergó en su momento las oficinas de la concejalía de Medio Ambiente de Madrid. Luego fue remodelado por el equipo de Ana Botella para su venta posterior en 2014. La transacción se produjo después de dos intentos de subasta que quedaron desiertos. Fue una venta directa a un holding de Miguel Ángel Capriles López, primo del opositor venezolano Henrique Capriles, por 1,7 millones de euros. Algunas asociaciones califican esta operación de “pelotazo”, debido al bajo precio de venta -853 euros el metro cuadrado- para una propiedad de 1.992 metros cuadrados.

“En esa zona del barrio el metro cuadrado está por encima de los 3.500 euros, por lo que podemos hablar de un auténtico pelotazo ¿por qué el equipo saliente ha hecho semejante regalo? ¿son unos ineptos o hay algo más?”, se preguntaba la asociación vecinal Acibu hace unos días.

La intención inicial del Ayuntamiento fue vender el lugar por no menos de tres millones de euros por el procedimiento de subasta, pero organizó dos que quedaron desiertas. Fue entonces cuando se decidió adjudicar a dedo el edificio al holding antes citado, por casi la mitad de precio que el previsto. Sus nuevos propietarios querían cambiar la licencia de uso y convertir el lugar en un hotel, publica ABC. Esta es la situación que buscaba denunciar el Patio Maravillas con su ocupación, tal como explicaban el día en el que entraron por su puerta:

“Hemos recuperado el edificio de la C/ Divino Pastor 9 por ser un edificio público vendido, como tantos otros, a una constructora que lo mantiene absolutamente vació desde hace más de un año. Hacemos responsables de estas situación al ayuntamiento de Madrid por despojar a la ciudad de sus recursos y su patrimonio y anunciamos que queremos iniciar conversaciones con la actual propiedad para garantizar la estabilidad necesaria del proyecto mientras iniciamos una fase de diálogo con los grupos políticos que componen el nuevo ayuntamiento de Madrid”.

Mientras continúa ese diálogo, el Patio celebra estos días su octavo aniversario con un nutrido programa que incluía unas puertas abiertas que Somos Malasaña aprovechó para meterse hasta la cocina (literal) de estas instalaciones y mostrar lo que el anterior Ayuntamiento consideró que valía 853 euros por metro cuadrado. Las imágenes son de Raquel Angulo:


Publicado por

Semana de la Arquitectura 2016 en Madrid: expos, conferencias y visitas a edificios

7:57