primer periódico hiperlocal en España | año VII | 27 de septiembre de 2016
Seleccionar página

El supuesto autor del timo del infarto, detenido cuando estafaba a una de sus víctimas

Imagen del supuesto timador, captado en una calle de Malasaña

Imagen del supuesto timador, captado en una calle de Malasaña

Dos semanas después de la publicación del timo del infarto en Somos Malasaña, su supuesto autor ha sido detenido por la policía. La colaboración ciudadana ha sido crucial en un caso en el que este periódico ha contabilizado decenas de afectados por el sujeto de origen asiático -aún no está clara su nacionalidad- que en teoría lleva practicando esta estafa durante al menos dos años.

La detención se produjo al mediodía del jueves, cuando el individuo de la imagen que ilustra estas líneas fue localizado en la calle San Vicente Ferrer por M., un ciudadano que conocía la estafa, sufrida por uno de sus amigos hace ahora un año. Rápidamente identificó al sujeto con la ayuda de un comerciante de la calle y le siguió hasta el cruce con Fuencarral. Allí, comprobó que el supuesto timador había captado ya una nueva víctima, que se disponía a sacar 20 euros del cajero del Banco Santander allí ubicado y entregárselos en mano.

La clarividente actuación de M. propició la detención del sujeto: cuando vio que la estafa estaba a punto de producirse, paró un coche de la Policía Municipal que pasaba en ese momento por Fuencarral, explicó a los agentes rápidamente la estafa y los municipales procedieron a pedir la documentación al sujeto. En ese momento la futura víctima explicó lo que le había pedido, que coincidía a pies juntillas con el modus operandi del supusto estafador:  le había asegurado que tenía que llevar al hospital urgentemente a un familiar suyo y que necesitaba 20 euros para tomar un taxi.

La policía municipal detuvo al hombre, de aspecto corpulento, y le llevó a la comisaría de Leganitos, donde lo entregó a la Policía Nacional, que es el cuerpo encargado de este tipo de delitos. Allí formuló la denuncia la víctima que estuvo a punto de sacar los 20 euros y también un segundo ciudadano que pasaba por allí y que reconoció al supuesto timador, que le había estafado también meses antes.

Los afectados han de pasar por Leganitos para denunciar

Al parecer el detenido pasó la noche en Comisaría y es muy probable que sus supuestas estafas acaben en juicio. Para ello es de vital importancia que todos los ciudadanos que hayan sufrido este ardid que abusa del buen corazón de sus víctimas acudan a la comisaría de la Policía Nacional de Leganitos para sumar su caso a la denuncia (número de atestado 25986/16).

La lista de afectados por el timo del infarto es enorme: este periódico ha contabilizado decenas de casos, que se llevan produciendo desde hace al menos dos años. Se han registrado estafas de este tipo en comercios de muchas calles de Malasaña, pero también en domicilios, incluso a horas intempestivas.

Además, a los testigos y víctimas del timo les consta que este mismo individuo puso practicar la estafa en otras zonas de Madrid. Una estafa que gracias a la movilización ciudadana y, muy especialmente, a la acertada acción de M., puede que haya terminado definitivamente.

 

Publicado por

Toda la programación del Museo del Romanticismo en septiembre

19:31