primer periódico hiperlocal en España | año VII | 8 de diciembre de 2016
Seleccionar página

Escrache a Gallardón: “logramos la visibilidad que buscábamos”

No hace tanto, hasta que recientemente los activistas de la lucha por la vivienda lo han nombrado en alto, en este país mucha gente no sabía lo que es un escrache. El término viene de la Argentina de los noventa, y la Academia de las Letras de aquel país lo define como “denuncia popular en contra de personas acusadas de violaciones a los derechos humanos o de corrupción, que se realiza mediante actos tales como sentadas, cánticos o pintadas, frente a su domicilio particular o en lugares públicos”.

El pasado miércoles 20 de marzo, uno de estos escraches tuvo como objetivo al ministro de justicia, Alberto Ruiz Gallardón, y por escenario el barrio, en las inmediaciones de su domicilio en la calle Serrano Anguita.

Somos Malasaña ha hablado con una activista del 15M participante del escrache al ministro de justicia, que se ha avenido a explicarnos, desde la óptica de los impulsores de la acción de protesta, cómo sucedió esta y cuáles eran sus objetivos.

¿Qué colectivos participasteis en el escrache a Gallardón? Parece que forma parte de una estrategia global ¿Cómo elegís a quiénes son objeto del escrache?

Los objetivos los decide un grupo de trabajo de la Asamblea de Vivienda de Madrid entre los diputados de partidos que se han posicionado en contra de la admisión a trámite de la ILP.

El acto se difunde en redes afines(grupos de vivienda y asambleas del 15m), y allá que vamos, a informarles de las consecuencias de su voto.

Activistas leyendo un manifiesto en Serrano Anguita | Captura de vídeo

Activistas leyendo un manifiesto en Serrano Anguita | Captura de vídeo

Hay quien está hablando de violencia ¿es un acto violento un escrache?

En absoluto. Es sólo una acción informativa donde incomodamos a los diputados en entornos diferentes a sus lugares de trabajo. Violencia es desahuciar familias, no escuchar la voz de más de un millón de personas que han firmado la ILP, ser cómplices o culpables de que cada vez tengamos menos derechos, de que haya familias que duermen en la calle…Si ven violento un escrache no saben lo que les espera si siguen con esas políticas. Nuestras acciones son, y serán, pacíficas, pero la gente está llegando al límite

Relátanos brevemente cómo fue la acción de escrache a Alberto Ruiz Gallardón por favor

Nos reunimos en el metro de Tribunal y fuimos en grupo hacia el domicilio de Gallardón. Muchas sospechábamos que esta era la finalidad de la acción, pero realmente no nos lo dijeron hasta el momento de la quedada.

De camino, íbamos gritando consignas y dando folletos a las vecinas del barrio.
No somos policías y no sabíamos la dirección exacta, así que fueron los propios vecinos quienes nos fueron indicando el camino. Llegamos a su portal, leímos un comunicado y pegamos algunos carteles.

Fue curiosa la actitud del portero, más preocupado por tener que quitarlos (sólo tenían un celo), que por entender por qué estábamos allí. Una pena, pero eso es bastante común.

No llegamos a ver al ministro, pero logramos dar la visibilidad que buscábamos.

Publicado por

Luces de Navidad 2016 – 2017 en Madrid: calles y diseñadores

21:39