primer periódico hiperlocal español | año VIII | 24 de noviembre de 2017

PSOE y Ahora Madrid tumban el túnel de Aguirre bajo la Gran Vía

El proyecto del PP para contrarrestar la semipeatonalización de Gran Vía fue apoyado en la Junta de Centro por Ciudadanos

Posible trazado del túnel propuesto por Esperanza Aguirre para Gran Vía | SOMOS MALASAÑA

La idea del PP de mitigar la semipeatonalización de Gran Vía con un túnel bajo el centro de Madrid quedó frenada en seco este jueves en la primera ocasión en la que se sometió a debate político. Ocurrió en el pleno de la Junta de Centro, cuando los populares llevaron la idea que formulara la semana pasada Esperanza Aguirre como una de las propuestas de la sesión.

“Es un proyecto que da alternativas de movilidad a los madrileños”, defendió en el debate de su propuesta el concejal Íñigo Henríquez de Luna. La mano derecha de Aguirre en el Ayuntamiento presentaba una petición para que los servicios técnicos del Ayuntamiento estudiaran “la construcción de un túnel subterráneo de Cibeles a Plaza de España, con salida en Bailén, Princesa y Cuesta de San Vicente”.

El edil del PP matizaba que su grupo no pedía la construcción del túnel, sino que se valorara “su viabilidad”, para salvaguardar “el derecho a utilizar su vehículo privado” que tiene “mucha gente”, indicó. La iniciativa fue apoyada por Ciudadanos, grupo político que recriminó a varios representantes de Ahora Madrid sus risas mientras la petición era formulada por Henríquez de Luna.

El partido que dirige el Ayuntamiento contesto la propuesta popular a través del propio concejal-presidente del distrito, Jorge García Castaño, que mantuvo un enconado debate con el portavoz popular a cuenta del modelo de movilidad de Madrid. El concejal de Centro enumeró todas las actuaciones en esa materia que está llevando a cabo (APR de Centro, Plan de Calidad del Aire, Chamberí Zona 30, carriles bici, semipeatonalizaciones en Malasaña, etc) antes de declinar el apoyo de su grupo a la propuesta “por ir en contra de la estrategia de movilidad del Ayuntamiento”, dijo.

Al voto en contra de Ahora Madrid se sumó el del PSOE, que a través de su portavoz Chema Dávila explicó las razones de su negativa a apoyar el proyecto de túnel de Aguirre. “Tenemos un problema de salud pública”, explicó el edil para explicar su respaldo a las medidas que está tomando el consistorio en el ámbito de la circulación rodada. También indicó que la construcción de esta hipotética infraestructura sería un proyecto caro y que su idea pasaba por “dar utilidad al dinero que ya nos gastamos en la M-30”.

La peatonalización de Gran Vía, a debate

Durante el debate, que vivió momentos de cierta tensión política, Chema Dávila también valoró enormemente el establecimiento del Área de Prioridad Residencial para todo el distrito Centro, prevista para este año, y emplazó al resto de grupos a debatir el modelo antes de su implantación.

Cartel delimitando una zona peatonal en Gran Vía | SOMOS MALASAÑA

Tanto PP como Ciudadanos fueron especialmente duros con el eje central de esta APR, la ampliación de aceras de Gran Vía prevista para este año, y criticaron el despliegue de vallas efectuado en la zona durante la navidad: “Parecían los Sanfermines, pero en cutre”, llegó a afirmar Íñigo Henríquez de Luna, con sorna. Por su parte, Ciudadanos solicitó menos “improvisación” y que las actuaciones se apoyen “en informes técnicos”, reclamó su portavoz adjunto, Daniel Guerrero. “A la gente le gusta planificarse su vida y que no le molesten”, dijo con respecto a las últimas restricciones al tráfico.

Ahora Madrid rechazó las acusaciones y vaticinó que la Gran Vía se convertirá con la intervención “en uno de los ejes comerciales más potentes de Europa”, afirmó Jorge García Castaño. También pidió poner en perspectiva las quejas de algunos servicios como los dueños de los aparcamientos públicos, que dicen haber bajado a tasas de ocupación del 50% durante la navidad. “Los párkings van a ser los grandes beneficiados de la implantación del APR”, aseguró el concejal.

En la sesión de la Junta de Distrito Centro, y a petición de la asociación de comerciantes APRECA, que engloba 70 comercios de la zona de Preciados-Sol, se aprobó instar a la elaboración de un estudio sobre el impacto económico real de las restricciones al tráfico durante las últimas fiestas. Según un análisis interno, los pequeños comercios afirman que han vendido un 10% menos que el año pasado. Todos los grupos políticos votaron a favor.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Publicado por

PSOE y Ahora Madrid tumban el túnel de Aguirre bajo la Gran Vía

22:44